Novedades

Contrato de obra civil, aspectos importantes que se deben tener en cuenta

03/13/2023

contrato de obra civil

Si estás pensando en emprender una obra civil, ya sea una construcción nueva, una remodelación, una ampliación o cualquier tipo de proyecto relacionado, es importante que cuentes con un contrato de obra civil que establezca las condiciones, derechos y obligaciones tanto del contratista como del contratante. En este artículo, te contaremos todo lo que necesitas saber sobre los aspectos relevantes que debes tener en cuenta al momento de elaborar un contrato de obra civil.

¿Qué es un contrato de obra civil?

Un contrato de obra civil es un acuerdo legal que se establece entre el contratante (dueño del proyecto) y el contratista (empresa, ingeniero, arquitecto, maestro de obra civil, etc.), en el que se detallan las condiciones, alcances, cantidades de obra, precios, especificaciones técnicas, plazos, formas de pago, obligaciones y responsabilidades que cada parte debe cumplir en el desarrollo del proyecto de construcción. 

Este tipo de contrato se elabora con el objetivo de garantizar la calidad de la obra, el cumplimiento de los plazos, las garantías y la seguridad de los trabajadores involucrados.

El contrato de obra es un documento legal que protege los intereses de ambas partes, estableciendo claramente las obligaciones y responsabilidades de cada una de ellas. Además, este tipo de contrato es fundamental para prevenir conflictos, establecer las instancias si estos conflictos ocurren y garantizar el cumplimiento de los acuerdos establecidos.

¿Tienes un proyecto de obra civil?

Aspectos importantes a considerar en un contrato de obra civil

A continuación, detallamos algunos de los aspectos importantes que debes tener en cuenta al momento de elaborar un contrato de obra civil:

Identificación de las partes

Es fundamental que el contrato de obra civil identifique de manera precisa a las partes involucradas, es decir, el contratante y el contratista. Se deben incluir datos como el nombre, la dirección y el número de identificación tributaria de cada una de las partes.

Descripción detallada del proyecto

El contrato de obra civil debe incluir una descripción detallada del proyecto que se va a realizar, especificando los trabajos a realizar, los materiales a utilizar, los precios pactados y los plazos de ejecución de cada una de las etapas.

Condiciones de pago

El contrato de obra civil debe establecer las condiciones de pago, incluyendo el valor total del proyecto, la forma de pago, el plazo de pago y las garantías de pago.

Garantía de calidad

Es importante que el contrato de obra civil establezca las garantías de calidad que el contratista ofrece, especificando las condiciones y plazos de las mismas.

Seguros y responsabilidades

El contrato de obra civil debe establecer las responsabilidades y obligaciones tanto del contratista como del contratante en materia de seguros, pólizas de cumplimiento, de estabilidad, de responsabilidad civil extracontractual, de seguridad en el trabajo y prevención de riesgos laborales.

Penalizaciones y sanciones

En caso de incumplimiento por parte de alguna de las partes, el contrato de obra civil debe establecer la forma de notificar los incumplimientos, los plazos, las penalizaciones, multas y sanciones correspondientes.

Cláusulas de resolución de conflictos

El contrato de obra civil debe incluir cláusulas que establezcan los mecanismos de resolución de conflictos que se aplicarán en caso de surgir algún problema.

Descarga el modelo de contrato de obra civil

Estructura para elaborar un contrato de obra

El contrato de obra es un documento que tiene varias características considerables que deben tenerse en cuenta a la hora de su elaboración. A continuación, se presenta su estructura básica:

  1. Objeto: El objeto del contrato de obra es la realización de una obra concreta, que puede ser de diferentes tipos, como construcción de edificios, reparación de infraestructuras, obras públicas, entre otros.
  2. Alcance: Se refiere a las especificaciones detalladas del trabajo que se realizará en el proyecto.
  3. Duración: La duración o plazo para la ejecución del contrato de obra suele estar limitada al tiempo necesario para la realización de la obra, y se establece en el contrato de forma clara y detallada.
  4. Presupuesto: El presupuesto del contrato de obra se establece de forma clara y detallada en el contrato, y suele basarse en un listado de ítems a ejecutar, la unidad de medida, los precios unitarios (coste de los materiales, herramientas, equipos y la mano de obra), las cantidades de obra estimadas a ejecutar y el valor total, este caso es para los contratos de precios unitarios. También se puede establecer un valor global de la obra, pero se recomienda establecer claramente qué se debe entregar construido por ese valor global.
  5. Responsabilidades: El contratista es responsable de la realización de la obra en los términos establecidos en el contrato, y se compromete a ejecutarla con la mejor calidad de materiales y los procedimientos constructivos  adecuados. Por su parte, el dueño de la obra se compromete a facilitar al contratista los medios necesarios para la realización de la obra y cumplir con la forma de pago pactada.
  6. Plazos y entregas: El contrato de obra debe incluir plazos y entregas concretas para la realización de la obra, estableciendo fechas límite para la finalización de las distintas fases de la obra.
  7. Modificaciones: En caso de que sea necesario realizar modificaciones en la obra, estas deben ser acordadas por ambas partes y establecidas de forma clara en el contrato, mediante otrosís al contrato.
  8. Garantías: El contrato de obra debe incluir garantías de calidad y responsabilidad civil por parte del contratista, para asegurar que la obra se ejecuta de forma adecuada y que se cubren posibles problemas o daños que puedan surgir.
  9. Forma de pago: El contrato de obra debe establecer la forma de pago, que puede ser mediante un porcentaje de anticipo, y a medida que se van ejecutando las distintas fases de la obra, se realizan pagos parciales y un saldo a la entrega a satisfacción de la obra. Se puede establecer un pago de anticipo y un pago al finalizar la obra, lo importante es que esta forma de pago quede por escrito y acordada por las partes. Además, se debe detallar el precio de la obra y los impuestos aplicables.
  10. Propiedad intelectual: En caso de que la obra a ejecutar tenga algún tipo de propiedad intelectual, como patentes o derechos de autor, es importante incluirlo en el contrato y establecer quién será el titular de dicha propiedad.
  11. Confidencialidad: El contrato puede tener esta cláusula de confidencialidad, para lo cual se obliga a proteger, controlar y no divulgar la información del proyecto como estudios, planos, especificaciones, presupuestos, etc., con penalidades y multas en caso de que no se cumpla.
  12. Profesionales: Dependiendo de la complejidad del proyecto, se pueden acordar los profesionales mínimos que deben participar en la dirección, supervisión y control del proyecto, indicando sus profesiones, el perfil, las responsabilidades, la experiencia mínima y la dedicación que tendrá en el proyecto.
  13. Resolución de conflictos: El contrato de obra debe incluir una cláusula de resolución de conflictos, que establezca un procedimiento para resolver cualquier desacuerdo o conflicto que pueda surgir durante la realización de la obra. Se debe especificar los datos completos de ambas partes para cualquier notificación formal, dirección, ciudad, representante legal, cc, correos electrónicos, teléfonos de contacto.
  14. Inexistencia de relación laboral: Se debe dejar claro que el contratista ejecutará las obras en forma independiente, que no existirá un vínculo laboral entre las personas que requiera en contratista y el contratante, con la responsabilidad de pagar oportunamente los salarios, prestaciones sociales y demás que la ley contemple.
  15. Terminación del contrato: El contrato de obra debe establecer las causas por las cuales se puede dar por terminado el contrato, como el incumplimiento de alguna de las partes o la imposibilidad de continuar con la obra por causas ajenas a ambas partes.
  16. Firma de las partes: Finalmente, el contrato de obra debe ser firmado por ambas partes, contratista y dueño de la obra, y debe incluir los datos de identificación de ambas partes, así como la fecha de firma del contrato.

Es fundamental que el contrato de obra se redacte de forma clara y detallada, incluyendo todas las características relevantes para evitar malentendidos y conflictos en el futuro. Además, es recomendable que el contrato sea revisado por un abogado comercial especializado en contratos de obra para garantizar que cumple con todas las normas y regulaciones aplicables.

Esta estructura de contrato es el más utilizado para la construcción de obras civiles, mantenimiento o reparaciones locativas. Está regulado por los artículos 2053 a 2062 del código civil colombiano bajo el capítulo «De los contratos para la confección de una obra materia

Te compartimos en el siguiente link el modelo o formato de contrato de obra civil en Word para que puedas descargarlo y editarlo.

En el sector de la construcción los contratos se pueden categorizar según sus funciones: Manejos de costos y riesgos, y el Alcance.

¿Cuántos tipos de contrato de obra civil existen?

Existen varios tipos de contratos de obra que se pueden emplear en función de las necesidades de las partes involucradas y las características de la obra. A continuación, se presentan algunos de los más comunes:

Contrato de obra a precio global (Llave en mano)

Este tipo de contrato establece un precio fijo para la obra completa, incluyendo mano de obra, materiales y otros costos asociados.

El contratante realiza un estudio del proyecto y convoca a una licitación para encontrar a la empresa o contratista que construirá el proyecto. 

Mientras tanto, el contratista se compromete a entregar una construcción completamente terminada y en estado de funcionamiento, a cambio de una cuota fija, que se ejecuta en plazos pactados de acuerdo al avance de la obra. 

Por tanto, el máximo riesgo es para el contratista. Su ventaja es que el contratante conoce desde el inicio el costo total de la obra.

Contrato de obra a precios unitarios

El contrato de obras a precio unitario, fija que la remuneración o pago total para el contratista resulta de sumar las cantidades de trabajo efectivamente ejecutadas, multiplicadas por sus precios unitarios (cotizado por el contratista y aprobado por el contratante). 

En este caso, se establecen precios para cada uno de los elementos que conforman la obra, como por ejemplo, el costo unitario de cada metro cuadrado (m2) de pintura, enchape, muros, etc.

En este tipo de contrato el riesgo es compartido entre el contratante y el contratista.

Contrato de obra a precio alzado

Este tipo de contrato establece un precio fijo para la obra, pero permite ciertas variaciones en función de las condiciones que se presenten durante la ejecución de la obra.

Contrato de obra de administración delegada

El contratante delega la administración de la obra al contratista, pagándole la totalidad de los gastos de construcción de la obra. 

La administración delegada es una forma de transferir ciertas responsabilidades y tareas de la administración de una empresa a un tercero especializado, mientras que la empresa retiene el control y la toma final de decisiones.

Bajo este tipo de contrato, el contratista se convierte en el administrador delegado de la empresa propietaria del proyecto, asumiendo una amplia gama de responsabilidades, como la supervisión del trabajo, la adquisición de materiales y la contratación de subcontratistas.

Por sus servicios el contratista recibe un honorario fijo o variable. El riesgo tomado por el contratista es mínimo.

Para concluir, los contratos de suma alzada se hace necesario que el proyecto esté totalmente definido, mientras que para los contratos de serie de precios unitarios no es necesario.

Es importante destacar que cada tipo de contrato tiene sus ventajas y desventajas, por lo que es importante evaluar cuidadosamente cada opción antes de tomar una decisión. 

Tipos de pólizas para contrato de obra civil

El contrato de obra civil puede estar respaldado o no por diferentes tipos de pólizas, dependiendo de las necesidades y acuerdos entre las partes involucradas. A continuación, se describen algunas de las pólizas más comunes que se utilizan para respaldar los contratos de obra civil:

  1. Póliza de cumplimiento: esta póliza garantiza el cumplimiento de las obligaciones estipuladas en el contrato de obra civil, tanto por parte del contratista como del cliente. En caso de incumplimiento, la aseguradora se encargará de cubrir las penalidades o multas que se establezcan en el contrato.
  2. Póliza de responsabilidad civil: esta póliza cubre los posibles daños o perjuicios que puedan ocasionarse a terceros durante la ejecución de la obra. Por ejemplo, si durante la construcción de un edificio se produce un accidente en el que resultan lesionados trabajadores o transeúntes, la póliza de responsabilidad civil se encargará de cubrir los costos asociados a la atención médica y cualquier otro tipo de indemnización que se establezca en el contrato.
  3. Póliza de pago de prestaciones sociales: esta póliza se utiliza para garantizar el pago de las prestaciones sociales a los trabajadores que participen en la ejecución de la obra. Es especialmente útil en contratos de obra que tienen una duración prolongada y en los que se requiere la contratación de personal por largos periodos de tiempo.
  4. Póliza de calidad del bien: esta póliza garantiza la calidad y buen funcionamiento del bien construido durante un período determinado. Por ejemplo, si se construye una carretera, la póliza de calidad del bien se encargará de cubrir los costos asociados a cualquier tipo de reparación o mantenimiento que sea necesario durante un tiempo establecido.
  5. Póliza de estabilidad de la obra: esta póliza garantiza la estabilidad y seguridad de la obra durante un período determinado. Por ejemplo, si se construye un edificio, la póliza de estabilidad de la obra se encargará de cubrir los costos asociados a cualquier tipo de reparación o mantenimiento que sea necesario para garantizar la estabilidad y seguridad del edificio durante un tiempo establecido.

Es importante destacar que no todos los contratos de obra civil requieren la contratación de pólizas, y que la decisión de incluirlas o no dependerá de las necesidades y acuerdos entre las partes involucradas en el contrato. En todo caso, es recomendable contar con el asesoramiento de un experto en seguros y contratación para determinar las pólizas más adecuadas para cada contrato de obra civil.

Responsabilidades en el contrato de obra civil

El contrato de obra civil se detallan las responsabilidades y obligaciones de cada una de las partes involucradas en la obra.

Este contrato al ser civil no implica ninguna relación laboral entre el contratante y el contratista, lo que no impide que eventualmente pueda configurarse una relación laboral si el contratista es una persona natural.

En primer lugar, es considerable destacar que el contratista es responsable de llevar a cabo la obra de acuerdo con las especificaciones y los plazos establecidos en el contrato. El contratista debe asegurarse de que la obra se realice de manera adecuada y en cumplimiento con todas las leyes, normas y regulaciones aplicables. 

Por su parte, el propietario o promotor de la obra tiene la responsabilidad de pagar al contratista el precio acordado por la realización de la obra. Además, debe garantizar que el terreno o sitio en el que se llevará a cabo la obra cumple con todas las normas y regulaciones necesarias para su construcción.

Otra responsabilidad importante que se establece en el contrato de obra civil es la de la supervisión de la obra. En este sentido, se establece que el propietario o promotor de la obra debe supervisar regularmente el progreso de la obra para asegurarse de que se esté llevando a cabo de manera adecuada y en cumplimiento con las especificaciones y plazos establecidos. Esta supervisión la puede ejercer directamente o por medio de una interventoría externa que le garantice el cumplimiento técnico, normativo y financiero del proyecto.

Además, es relevante destacar que en el contrato de obra civil también se establecen las responsabilidades y obligaciones de las partes en relación con los posibles imprevistos o cambios en la obra. En este sentido, se realiza un otrosí al contrato inicial especificando los procedimientos que deben seguirse en caso de que se requieran cambios o modificaciones en la obra, en caso de presentarse algún cambio durante el transcurso del proyecto, se pueda revisar frente a lo acordado inicialmente y con los cambios que se aprueben por las partes. 

En el caso de que una de las partes haya cumplido con sus obligaciones y la otra parte haya incumplido, la parte que ha cumplido tiene dos opciones según lo establecido en el artículo 1546 del Código Civil.

La primera opción es exigir el cumplimiento forzado del contrato, es decir, obligar a la otra parte a cumplir con sus obligaciones establecidas en el contrato de obra civil. Esto se puede hacer a través de un requerimiento formal por escrito, estableciendo un plazo para que la parte incumplida cumpla con lo acordado. En caso de que no se cumpla dentro del plazo establecido, se pueden considerar medidas legales para exigir el cumplimiento, como la rescisión del contrato y la indemnización de los daños y perjuicios causados.

La segunda opción es la resolución del contrato de obra civil, que implica poner fin al contrato por incumplimiento de una de las partes. En este caso, la parte que ha cumplido con sus obligaciones tiene derecho a ser indemnizada por los daños y perjuicios sufridos a causa del incumplimiento de la otra parte.

Es importante mencionar que en algunos casos, el incumplimiento de una parte puede deberse a causas ajenas a su voluntad, como situaciones de fuerza mayor o casos fortuitos. En estos casos, el contrato de obra civil puede establecer cláusulas que definan cómo se deben manejar estas situaciones y cómo se deben repartir las responsabilidades.

En cualquier caso, es fundamental que las partes involucradas en el contrato de obra civil establezcan claramente sus obligaciones y responsabilidades desde el principio y que estén dispuestas a cumplirlas en todo momento para evitar situaciones de incumplimiento y posibles conflictos.

Ventajas de contar con un contrato de obra civil

El contar con un contrato de obra civil ofrece diversas ventajas, entre las que se destacan:

  • Establece de manera clara y precisa las obligaciones y responsabilidades de las partes involucradas.
  • Permite prevenir conflictos y solucionarlos de manera rápida y efectiva.
  • Establece plazos de entrega y garantías de calidad.
  • Fija las condiciones de pago y las penalizaciones en caso de incumplimiento.

Conclusiones

En conclusión, el contrato de obra civil es un instrumento legal importante para el desarrollo de cualquier proyecto de construcción. Es relevante que se elabore de manera detallada y clara, estableciendo las condiciones, plazos, formas de pago, obligaciones y responsabilidades que cada parte debe cumplir en el desarrollo del proyecto. 

Contar con un contrato de obra civil ofrece diversas ventajas, como la prevención y solución de conflictos de manera rápida y efectiva, el establecimiento de plazos y garantías de calidad, y la fijación de las condiciones de pago y las penalizaciones en caso de incumplimiento y también ayuda a prevenir conflictos y solucionarlos.

En Da Vinci Ingeniería contamos con la experiencia necesaria para asesorar los diferentes tipos de obras civiles tanto privadas como públicas, desde mantenimientos menores, adecuaciones, ampliaciones hasta los grandes proyectos de construcción, igualmente en los servicios de interventorías y supervisión técnica independiente.

Para mayor  información sobre nuestro servicio de obras civiles: construcción y mantenimiento, pueden comunicarse con nuestro equipo de trabajo al PBX (60 1) 6508114, también al correo electrónico info@davinci.com.co o completando el formulario de la página.

¡Tienes un proyecto o dudas, escríbenos!

He leído y acepto las políticas de privacidad

8 + 13 =

BOLETIN

Suscríbete a nuestro boletín y únete a nuestra lista de correo para recibir las últimas tendencias del sector, noticias y actualizaciones de nuestro equipo.

Temas relacionados

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This

Compartir

¡Comparte esta publicación con tus amigos!

Abrir chat
Hola 👋 ¿En qué podemos asesorarte?
Da Vinci Ingeniería
Hola 👋
¿En qué podemos asesorarte?